Juan Enrique Iba帽ez, un productor de 30 a帽os que trabaja en un campo familiar, cont贸 la situaci贸n que viven en un establecimiento de producci贸n ovina en una regi贸n cercana al l铆mite con Chile.

Por estos d铆as, la Patagonia mantiene activa la alerta por nevadas intensas y temperaturas extremas. Se trata de una situaci贸n que complica las tareas del d铆a a d铆a de los productores agropecuarios de la regi贸n. Cerca del paraje Fuentes del Coyle, en la provincia de Santa Cruz, est谩 Juan Enrique Ib谩帽ez, un joven productor de 30 a帽os que trabaja en el campo familiar, donde producen 2500 ovejas de esquila, quien explic贸 que en esta 茅poca invernal la nieve puede ser un problema para el manejo de la producci贸n ovina. Entre mayo pasado y lo que va de junio llevan acumulados 60 cm, el doble de lo que se registra usualmente en estos dos meses.

Las intensas capas de nieve han cubierto completamente el suelo, por lo que esto ha dificultado las tareas de los productores agropecuarios. Si bien en la 茅poca invernal las tareas suelen ser m谩s complejas, en estos d铆as, la situaci贸n ha recrudecido. Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) advirti贸 que las fuertes nevadas en el sur argentino vienen complicando la vida cotidiana en las ciudades y en los campos. Esto se traduce en escaso forraje para miles de animales que corren el riesgo de quedarse sin alimento. 鈥淎 esto se suma la complejidad de los caminos cortados y la imposibilidad de acceder con alimentos y v铆veres hasta a los propios puestos de las estancias鈥, citaron.

El campo de 10.200 hect谩reas de la familia Ib谩帽ez est谩 a 70 km en el l铆mite con Chile, al lado del Parque Nacional Torres del Paine. All铆 la familia produce ovejas de la raza corriedale, de doble prop贸sito: carne y lana. Est谩n homologados para realizar ambas tareas. Juan Enrique cont贸 que esta raza produce 4,5 kilos de lana por animal, con una fibra de 26 micrones, que es el par谩metro en el que toma el comercio de la lana.

鈥淗emos tenido episodios de nevadas muy espor谩dicos, sacando lo que fue el a帽o 1995 cuando hubo una gran nevada, cuando nev贸 en un per铆odo de 10 d铆as con casi 1,5 metros de nieve, donde hubo muchos productores que perdieron mucha hacienda. Este a帽o viene siendo muy particular porque venimos de cuatro a帽os de un periodo invernal en el que no est谩bamos llegando al promedio de nieve鈥, se帽al贸.

Ahora, seg煤n los registros de la regi贸n, est谩n en un acumulado de 60 cent铆metros en lo que va de mayo a junio. 鈥淵a estamos superando ese l铆mite dentro del casco de la estancia, cuando por lo general estamos en un promedio de los 30 a 35 cm desde el mes de mayo, cuando se registran las primeras nevadas de la temporada, hasta septiembre, que puede haber nevadas tard铆as鈥, enumer贸.

A este fen贸meno climatol贸gico tambi茅n se le suman lluvias por encima del promedio. La relaci贸n que hacen es un cent铆metro de nieve por un mil铆metro de agua, eso cuando se compensa pasa a ser agua que sirve posteriormente para mejorar el estado del pasto para alimentar a los animales. Este escenario se da siempre y cuando no haya mucho viento. 鈥淓stamos en una zona de mucho viento. Hay d铆as que hay temporales de 100 km de viento con r谩faga de 150 km/h y eso se mantiene extendido durante cuatro o cinco d铆as, por lo que esto produce una sequ铆a y erosi贸n que no permite que el perfil del suelo est茅 cargado de agua permanentemente鈥, explic贸.

En los campos de la regi贸n, si bien registran climas extremos con una mayor cantidad de precipitaciones, en el verano no suele haber precipitaciones. Por eso, se abastecen de agua producto de la nieve o agua de deshielo de la monta帽a para realizar las tareas productivas. Cont贸 que despu茅s tratan de conservar y retener el agua en la 茅poca de falta de precipitaciones, que se da principalmente en el verano, cuando las ovejas necesitan de la asistencia en el traslado de agua.

No obstante, ahora, por la cantidad de nieve que ha ca铆do de cara al crudo invierno que se avecina, la familia tiene que idear la forma en que se manejan para ejecutar las tareas a la intemperie: a trav茅s de un viejo tractor y caballo. En algunos casos, incluso, usan la maquinaria para en el traslado de la hacienda. 鈥淯tilizamos una niveladora de arrastre, con la que abrimos los caminos y callejones para que la hacienda pueda trasladarse por esos caminos y no tenga que caminar por encima de la nieve y que pueda acercarse al agua. Tambi茅n es una facilidad para el personal a que pueda romper el hielo. Estamos en temperaturas por debajo de los 0掳 que hace que se escarchen las aguadas naturales y sirven para poder salir a recorrer鈥, agreg贸.

La familia, compuesta por tres hermanos y sus padres, tienen un esquema de veranada-invernada. Adem谩s, hacen cr铆a de bovinos de la raza Hereford, aunque no es la principal fuente de ingreso del establecimiento, sino las ovejas.

鈥淟a actividad ovina est谩 siendo bastante golpeada. Despu茅s de la pandemia, a la fibra fina [lana de 18 o 19 micrones de la raza merino] le cost贸 mucho recuperarse. En el mercado est谩 habiendo una tendencia a querer levantarse, pero todav铆a no es posible. La fibra de lana intermedia a gruesa no est谩 teniendo mercado, entonces esto cuesta. El cordero tuvo una remontada, alcanza para cubrir los costos, pero el atraso cambiario, la falta de competitividad y los tipos de d贸lar producen una situaci贸n de que nuestra actividad no est茅 valorada鈥, sintetiz贸. Los mayores costos que enfrenta la actividad est谩n motivados por la esquila. Seg煤n explic贸 el joven, en esta zafra 2024/25 tienen previsto que asciendan de $2500 a $3000 por animal.

Fuente: https://www.lanacion.com.ar/